¿Llegará una tierna muchacha a mirarme a los ojos, apasionada? ¿Permitirá a mis manos acceder a su cuerpo? ¿Dejará que la arrulle mientras nos precipitamos al orgasmo? ¿Me tomará de la mano como esos enamorados que corren campo abierto hacia los brazos del sol? ¿Pronunciará mi nombre y se oirá como un canto, dulce y apacible? ¿Me amará? ¿Conoceré la Vida y me enamoraré de ella? Por favor, decidme que sí aunque no sea cierto.

Publicado por Alejandro Poetry

Un costal de carne y hueso, prescindible; rumbo a la Nada. Y tú, vienes conmigo.

Participa en la conversación

1 comentario

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: